lunes, 30 de abril de 2012

Homenaje al Crìtico de Cine Nelson Garcìa Miranda: Entrevista a Jorge Vignati. 2º Parte.

Por : Nelson Garcìa Miranda (*)
  
¿No te proponias como cameran en los largos que se hacian por esa època?

J.V: Me proponìa , naturalmente, pero era difìcil que lo contrataran a uno de camarògrafo, porque cuando se trataba  de un  largo traìan mexicanos o argentinos que tienen una industria sòlida, a nosotros los peruanos nos decìan que nos faltaba experiencia. Màximo entraba de asistente. La ùnica vez que tuve la oportunidad de hacer càmara fuè ya casi al final del rodaje de "Milagro en la Selva" (Terror in the Jungle), y esto por accidente. Porque a Andy Jack el cameran lo picaron los izangos (unas hormigas salvajes) , se le enronchò todo el cuerpo , se vino a Lima desesperado y yo quedè de cameraman trabajando ademàs , por primera vez, con blind y sonido directo , en 35 mm. 

Luego de Milagro en la Selva , ¿cuàl fuè tu siguiente paso?

J.V: Despuès trabajè en una serie de tv francesa: Los caballeros del cielo. Fuè una producciòn en 16 mm, color, y con varias càmaras. Aqui tambièn entrè de asistente y terminè de cameraman en una de las unidades. El rodaje durò cinco meses. Luego otro plantòn y agarrè otra vez el camiòn, hasta la llegada de Dennis Hopper (Izquierda), que dirigiò en el Cuzco La Ultima Pelìcula. 

Leì en el periòdico que esta pelìcula ha sido un total fracaso , tanto que incluso ha sido retirada de circulaciòn?

J.V: Asì parece, aunque en el rodaje parecìa que todo iba bien. Ahì trabaje en el equipo de sonido, estaba sincronizando el sonido directo , era el nexo entre la càmara y el ingeniero de sonido. Entrè ademàs en contacto con otra gente de cine del Perù, que tambièn trabajaron en este largo, como Pancho Angulo, Nora de Izcue, Mario y Alicia Pozzi, los Hnos Dìaz, Peter Novak. Fuè tambièn una producciòn en 35 mm, color.

Entonces ya alternabas el formato de 16 y  35 mm en càmara, sin dificultad , aparte de que abrìas a sonido y hasta producciòn?


J.V: Siempre es bueno conocer todo el proceso cinematogràfico . Despuès hice càmara en varios cortos turìsticos de encargo, en 16 mm. El interès de estos es que fueron mi primer trabajo con Eulogio Nishiyama, responsable de la direcciòn de fotografìa . Fuè agradable trabajar con Eulogio, por quièn tengo aprecio, ademàs fuè el paso inmediato para mi participaciòn en Allpa Kallpa ( Izq: Escena del film). 

Allpa Kallpa tiene el interès de ser tu primer largometraje como cameraman , 35 mm, color, verdad?

J.V: Exacto. 

Còmo fuè la aventura de designarte a càmara , porque cuando me lo contaste por primera vez me pareciò increìble?

J.V: Cuando me entere que se iba a filmar este largo, me presentè a Humberto Polar que estaba de jefe de producciòn y me fuè como siempre. Me preguntò : què sabes hacer ? . Yo respondi: Càmara . No - me dijo - lo lamento ya està cubierto el equipo de càmara y asistentes , viene un grupo completo de argentinos . Bueno , dije, què necesitan . Me respondiò: asistente de reflectorista . Acepto, respondì.

La direcciòn de fotografìa estaba compartida por Nishiyama (Izquierda sentado) y un argentino, quien ademàs el era cameraman. Vino el argentino y cuando fuè a hacer la prueba de càmara , yo estaba por ahì, y como lo vì solo ocupandose de todo, es decir, sin asistentes, me le acerquè y le dije: Le ayudo? Claro, gracias - me respondiò - Le coloquè entonces el trìpode y la càmara , mientras èl se ocupaba del chasis. Cuando vì por el visor me di cuenta que no tenìa la panoràmica y me ofrecì a ponèrsela. Desarmè la Arriflex y con un pelo armè la panoràmica. El argentino se diò cuenta que yo sabìa de càmara y me preguntò como què estaba contratado. Le respondì: de asistente de reflectorista . Y el dijo: Nò, no , tu vas a ser mi primer asistente. 

Luego vinieron las lluvias , se alargaron en el Cuzco y la producciòn se retrasò varios meses. Y como ya se habìa vencido su tiempo de contrato , el argentino decidiò irse, ademàs porque tenìa un contrato en España. Cuando informò de su partida al director Bernardo Arias  y a Tulio Loza , estos le pidieron que a su paso por Buenos Aires contactara a otro camarografo para contratarle y traerlo al Perù. Pero el argentino les respondiò: Este es cine peruano , dènle la oportunidad a uno de los suyos, ahì tienen a Vignati ( Izquierda). Fuè asì entonces como, por recomendaciòn de ese argentino y ratificado ademàs por Nishiyama, fuì contratado para cameraman , lo que fuè una gran satisfacciòn para  mì porque serìa mi primer largometraje.

(*) La entrevista proviene de la revista de cine Hablemos de Cine - Nº 68 - Año 12 - 1976

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada